El artículo 50.1.b) de la LCSP señala in fine que “Con carácter general no se admitirá el recurso contra los pliegos y documentos contractuales que hayan de regir una contratación si el recurrente, con carácter previo a su interposición, hubiera presentado oferta o solicitud de participación en la licitación correspondiente, sin perjuicio de lo previsto para los supuestos de nulidad de pleno derecho”.

Cuando el recurrente haya presentado su oferta antes de interponer el recurso especial, incurso, por tanto, a priori en la causa de inadmisibilidad prevista en el artículo 50.1.b), es preciso analizar si concurre alguna de las causas de nulidad de derecho administrativo del artículo 39 de la LCSP.

A título de ejemplo, la resolución 26/2019 inadmitió el recurso, porque la recurrente no acreditó la concurrencia de ninguno de los supuestos de nulidad de los pliegos previstos en la ley.

No obstante, se advierte que la eficacia del artículo 50.1.b) se ve limitada porque los recurrentes, conocedores de esa causa de inadmisión, presentan su proposición en ocasiones con posterioridad a la interposición del recurso ( resolución 173/2019).