AMILIVIA DESTACA LA MEJORA DE LA EFICIENCIA DEL CONSEJO CONSULTIVO DESDE LA AUSTERIDAD, Y PLANTEA SU REFUERZO CON MAS COMPETENCIAS

El presidente animó al alcalde de La Bañeza a servirse de la capacitación técnica de los miembros de una institución cuyo presupuesto sólo representa el 0,02% del total de la comunidad autónoma
En los 10 años de función consultiva en Castilla y León se han aprobado 25 dictámenes derivados de consultas iniciadas por las Administraciones en La Bañeza

1_Reunión del Consejo Consultivo en La Bañeza

Al objeto de que la función consultiva sea cada vez mejor conocida por los ciudadanos y administraciones en general, el Consejo Consultivo de Castilla y León, institución propia de la comunidad autónoma con sede en Zamora, se ha desplazado hoy hasta el Ayuntamiento de La Bañeza (León) para informar al alcalde, José Miguel Palazuelo, y portavoces de los grupos políticos sobre las modificaciones y nuevas competencias introducidas con la aprobación, el año pasado, de la Ley 5/2011, de 19 de septiembre.

En la que ha sido su primera reunión de trabajo en este Ayuntamiento, el presidente del Consejo Consultivo, Mario Amilivia, entregó al alcalde la Memoria de actividad correspondiente a 2011, al tiempo que le animó a utilizar los servicios que ofrece la institución, no sólo solicitando dictámenes de carácter preceptivo, sino también planteando consultas facultativas en aquellas materias que puedan tener especial repercusión y trascendencia para los ciudadanos.


2_Reunión del Consejo Consultivo en La Bañeza El presidente informó que el Consultivo viene desarrollando una ronda de reuniones por los ayuntamientos de más de 5.000 habitantes de Castilla y León con el objetivo de que las Corporaciones Locales sean conscientes de la significación de recabar, en los supuestos que se les planteen, los preceptivos dictámenes por reclamaciones de responsabilidad patrimonial, que tras la última modificación afectan sólo a los expedientes que contengan una cuantía igual o superior a los 1.000 euros. Y es que el hecho de no hacerlo acarrea para la Administración un vicio de nulidad de la resolución que pudiera adoptar.

Mario Amilivia, arropado por el consejero nato José Constantino Nalda y por los consejeros electivos Fernando Rey y Angel Velasco, subrayó que la reducción de los miembros del Consejo –pasaron de 5 a 3 por la referida Ley 5/2011- no sólo no ha afectado a la eficiencia de la institución, sino que es además el único Consejo Consultivo del país que ha asumido nuevas competencias. De una parte, en el ámbito de la función consultiva, pudiendo elaborar, a solicitud de la Junta de Castilla y León, los estudios, informes, propuestas o dictámenes sobre asuntos relacionados con el cumplimiento y desarrollo del Estatuto de Autonomía; y de otra, la encomienda de gestión al asumir también la función como Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales de Castilla y León, un tribunal de obligada creación en todas las comunidades autónomas y que preside también Mario Amilivia. Constituido a finales del mes de marzo en el propio Consejo Consultivo sin ningún tipo de gasto público, ya ha aprobado 7 resoluciones y tramita otras tres. Con el tiempo, y la progresiva recuperación de la actividad económica, su actividad será cada vez más importante.

En esta línea de mejora de la eficiencia de la institución, Amilivia incidió en que se persigue que los ayuntamientos de más de 5.000 habitantes puedan pedir al Consejo Consultivo dictámenes sin la mediación de las consejerías del Gobierno autonómico, al tiempo que reclamó competencias en nuevos ámbitos que contribuyan a favorecer correctas prácticas de buena administración.

Toda esta labor se viene desarrollando, destacó Amilivia, desde la austeridad obligada por la situación de crisis, con una plantilla de empleados muy ajustada y con un presupuesto que representa tan sólo el 0,02% del total del de la comunidad autónoma.

25 dictámenes sobre consultas originadas en La Bañeza

Desde el año 2003 en el que Consejo Consultivo sustituyó al Consejo de Estado en el ámbito de Castilla y León, se han aprobado 25 dictámenes sobre consultas iniciadas en La Bañeza, todas ellas derivadas de expedientes tramitados por el Ayuntamiento a causa de reclamaciones de responsabilidad patrimonial, además de una consulta de la Consejería de Sanidad por una asistencia en el centro de salud.

El año que más dictámenes fueron emitidos sobre consultas del Ayuntamiento de La Bañeza fue 2009 a causa de 9 reclamaciones, todas ellas de particulares, por los daños que causó la caída de ramas de árboles en el cementerio de la localidad. Todos estos dictámenes fueron estimatorios, es decir, en sentido coincidente con las propuestas que realizó el Consistorio en el sentido de indemnizar a los afectados. El resto de los dictámenes derivaron de reclamaciones por supuestos muy habituales en el ámbito municipal, como pueden ser los daños por mal estado del mobiliario, por el mal estado de las calzadas y otras infraestructuras como la red de saneamiento.

Con la veintena de dictámenes aprobados hoy en La Bañeza, en lo que va de año se han alcanzado ya los 500 emitidos. La provincia de Palencia encabeza por el momento la clasificación por origen de las consultas objeto de dictamen (78), seguida de la de Burgos (73) y León (70).

Del total de los aprobados este año, 10 dictámenes son de carácter jurídico-normativo (6 sobre anteproyectos de Ley, y 4 sobre reglamentos ejecutivos); 23 derivan de consultas sobre contratación administrativa –la mayoría de ellas por supuestos de resolución de contratos- y 25 sobre revisión de oficio de los actos administrativos de las diferentes Administraciones. El resto, casi 430, tuvieron su origen en consultas de las diferentes consejerías de la Junta y de los ayuntamientos por distintos supuestos de responsabilidad patrimonial.

Contribuyen a una “mejor calidad democrática”

El trabajo que desarrolla el Consejo Consultivo, como el resto de las instituciones propias, contribuye, tal y como resaltó el presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, en el reciente debate sobre Política General de la Comunidad Autónoma, a la “mejor calidad democrática de nuestra autonomía política y nuestra capacidad de autogobierno”.

Los dictámenes de los Consejos Consultivos ayudan a reforzar a los gobiernos en su misión de dirección de la Administración. Y respecto a los ciudadanos, la función consultiva se traduce en una garantía de legalidad y acierto de la actuación administrativa al facilitar medios para la resolución extrajudicial de conflictos y el convenio entre intereses contrapuestos, así como la defensa contra la arbitrariedad. Además, al depurar el principio de responsabilidad patrimonial permiten ahorrar mucho dinero público a las Administraciones.